• 2017.09.12
  • Noticias General
  • Ferrari, 488, spider, 458, comparacion, test drive, autonoble, mexico, noticias, ferrari, lujo,

 ¿TURBO O ATMOSFÉRICO? 

Autonoble comparo al nuevo Ferrari 488 Spider con su predecesor 458 Spider para debatir si nos quedamos con un motor turbo o atmosférico

Para conocer a fondo los descapotables 488 Spider y 458 Spider había que hacerlo espectacularmente, así que me fui a recorrer 2000 mil kilómetros con un grupo de amigos donde podía alternar los coches. Aunque atravesamos de Barcelona a Croacia, el país protagonista fue Italia no había mejor lugar que probar a los cavallinos en casa. 

La comparación me dividía el corazón pues de inmediato me di cuenta que el 488 Spider cautiva solo desde su diseño. En este caso bicolor, rojo con techo negro, al apretar el botón de ignición capte que el nuevo Ferrari no estaba dispuesto a ser un turbo con bajo sonido de motor. 

El obstáculo del 458 Spider es que Ferrari ya no lo vende, pero replica en el 488 Spider muchas cosas de diseño y dinamismo. Así que al enfocarnos al 488 Spider encontramos prácticamente el mismo interior, la consola central, mandos al volante y demás controles ya me eran familiares, la innovación estaba encontrar el display que va frente al copiloto, responsable de mostrar información vital como las revoluciones por minuto o más emocionante aún la velocidad a la que se va viajando. Un detalle que inventó Ferrari para volver al pasajero cómplice del conductor.

De ninguna manera se puede decir que uno es mejor que el otro, de hecho el 488 Spider tiene todo que ver con el 458 de este adopta el interior que practícame luce igual, el volante es el mismo, tampoco cambian los gráficos de información ni lo botones para el aire acondicionado. En cambio si nos encontramos con el botón TURBO y PIT que sirve para facilitar el acceso a la medición de vueltas en pista, nuevo también el tronco central con más espacio y un pequeño lugar para insertar la llave Ferrari. 

¿Turbo o Atmosférico? Esa es la pregunta que nos tiene aquí, pero debemos empezar por olvidarnos de la idea del Ferrari problemático que se la pasaba meses en el taller, a partir del lanzamiento del 458 nos encontramos con el cavallinos más fáciles de manejar, eso sí con materiales diferentes y menos detalles exclusivos como los que encontrábamos todavía en un F430. Sin embargo, el 458 Spider nos regala un sonido envenenador de adrenalina apenas al prenderlo. Manejar ambos en modo manual con las largas paletas al volante es una ¡sensación extraordinaria! en este modo es como en verdad se debe manejar un Ferrari, es una manera ideal para encontrar el balance adecuado entre un manejo deportivo, agresivo y con la mejor tracción.

El 488 GTB/Spider es más fácil de manejar, cuenta con una mejor suspensión, como es de esperarse el turbo le da una sensación de propulsión sin ningún esfuerzo esto en suma con 670 caballos lo vuelven una locura en carretera que fue donde más aprecié su manejo. Sin embargo para pista prefiero el 458 Spider simplemente porque su manejo es más estilo “old school”.

Es verdad, el 458 Spider es uno de los mejores Ferraris de esta década sobre todo en versión 458 Speciale. Aunque tiene 100 caballos menos, al correrlos juntos no parecería carecerlos, el motor atmosférico brinda un mejor sonido y una respuesta fiel al deseo del conductor, no quiere decir que el 488 Spider no lo haga solo que su naturaleza es más electrónica para ofrecer un manejo adecuado lo que hace que a baja revoluciones sea menos brusco que el 458, sin embargo a alta revoluciones, al momento de correrlo no decepciona, de hecho expide una potencia que nos hace reconocer que es un buen sucesor

La primera vez tras el volante del 488 Spider fue en el circuito de Imola, no había mejor lugar para descubrir al nuevo Ferrari que sinceramente me tenía alerta todo el tiempo sobre ¿qué era capaz de hacer? Al entrar en la recta principal la potencia me aventó de inmediato hasta la primera curva del circuito, el manejo como Ferrari nos tiene acostumbrados es fluido y las paletas de cambio al volante nos facilitan los cambios sin despegar las manos del volante. Comprobado en carretera y pista, el 488 llega primero no solo a 100 km/hr en una larga y solitaria  recta pudimos alcanzar los 328 km/hr ¡sin darnos cuenta! Las cifras oficiales postulan 3.0 segundos a 100 km/hr. Por lo mismo su frenada es más eficiente e incluso casi inmediata en circuito.  

Para entender las experiencias de manejo hay situar la mecánica distante de cada uno. 

  • Ferrari 458 Spider 

  • Motor V8 atmosférico 4.4L
  • 570 HP / 540 Nm @6000 rpm
  • 7 velocidades semi automatica

  • Ferrari 488 Spider  

  • Motor V8 turbo 3.9L
  • 670 HP / 760 Nm @6750 rpm
  • 7 velocidades semi automática
  • Ruedas: delanteras 245/35 ZR20 J9.0 - traseras 305/30 ZR 20 J11.0

Sinceramente cuando surgió la idea de encarar al 488 Spider con su predecesor el 458 Spider quería saber ¿cuál de los dos era mejor? pero me estaba planteando mal la pregunta y bajo este concepto hice la prueba los primeros días pero al salir de Imola cuando leí una frase de Enzo Ferrari que llamo mi atención "El mejor Ferrari es el que aún no se ha construido" Fue cuando entendí que sin duda el 488 nació siendo mejor. 


Nabila AT

Fotos: David Acedo